Chale presentó un informe por el uso que se hacía de los dineros públicos para gastos por parte de los funcionarios de la gestión anterior

 

Prensa En el Recinto. El intendente Matías Chale, acompañado por la secretaria de Hacienda Marisel Peloni, y el subsecretario de Gobierno, Hernán López, presentaron en conferencia de prensa un informe por el uso que se hacía de los dineros públicos para gastos por parte de los funcionarios de la gestión anterior.

En el marco del Plan de Organización Administrativa y Transparencia de las Cuentas Públicas que lleva adelante a través de la Secretaría de Gobierno y Anticorrupción y la Secretaría de Hacienda del Municipio, informaron que a través de la tarjeta corporativa que era utilizada por la intendenta, sus funcionarios de gabinete, incluido miembros del Concejo, se pudo establecer que mediante la mismas «se pagaban gastos suntuosos e innecesarios, incluso personales como por ejemplo: hoteles de lujo, cabañas, cenas, desayunos, viajes, gastos en Europa, compra de vestimenta en un reconocido local de la ciudad».

“Por eso tomé la decisión de suprimir las tarjetas corporativas a integrantes del gabinete, incluso miembros del Concejo por no ser necesarias. Solamente contarán con las mismas el intendente, la Secretaria de Hacienda y de Gobierno”, enfatizó Chale, para luego agregar: “Además, encontramos serias irregularidades y un despilfarro de los recursos. Mediante el sistema de anticipos de gastos, se pudo detectar que los funcionarios de la anterior gestión gastaban el dinero de todos los cañadenses en cuestiones particulares, sin ningún tipo de control administrativo».

En tal sentido, detalló aerosillas en Salta, viajes a destinos sin especificar la gestión que realizaban, almuerzos, cenas, hoteles, etc. “Estos anticipos de gastos que datan desde el año 2006 al año 2023, que no fueron rendidos como se debía, dentro de los 10 días de haberse recibido los fondos, y que se cancelaron en junio de 2023 sin actualización, van a ser reclamados a todos los funcionarios con el capital y los intereses actualizados, siendo  un monto superior a los 15 millones de pesos”, agregó Chale, ejemplificando que: “Estos recursos públicos se podrían haber invertido en 200 luminarias para el alumbrado público destinado a los barrios de nuestra localidad o 20 cuadras de mejorado en Barrio La Loma y El Progreso”.

“Lamentablemente esto es solo la punta del iceberg, por eso se van a incluir en la auditoría externa estos expedientes y lo correspondiente a la tarjeta corporativa para que se establezcan y determinen las responsabilidades de todos y cada uno de los funcionarios. El dinero de los cañadenses vuelve a los cañadenses”, concluyó Chale.

Tags: , , , ,

Notas Relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.
Tienes que aprobar los términos para continuar