Domingo 17 de Enero de 2021

Hoy es Domingo 17 de Enero de 2021 y son las 21:44 Si queres mantenerte informado, dejanos tu correo electrónico para recibir el boletín de noticas

  • 20.8º
  • Despejado

20.8°

Cañada de Gómez

DEPARTAMENTO EJECUTIVO

3 de noviembre de 2015

Monseñor Renaldo Ferrero fue declarado Ciudadano Ilustre

El proyecto enviado por el Municipio fue aprobado por unanimidad. El domingo en el almuerzo organizado por su cumpleaños en ADEO fue entregada la copia de esta distinción

Monseñor Renaldo Ferrero cumplió sus 90 años de vida. La comunidad católica junto al Municipio lo agasajaron en la Parroquia San Pedro con la proyección de un video documental con testimonios de quienes lo conocen o han compartido historias con él. En ese marco, la intendenta Clerici entregó una copia del Decreto de Ciudadano Ilustre.

 

En la última sesión, llegó el proyecto de Ordenanza para cumplimentar con el homenaje, que solicitando declarar al Monseñor Renaldo Ferrero, como CIUDADANO ILUSTRE  de la Ciudad de Cañada de Gómez, por la ejemplificadora tarea y aporte a toda la comunidad que lo encomiendan como digno representante de la misma.

 

En los considerandos se señala que el 18 de Septiembre de 2015, se recibe nota suscripta por representantes de la comisión organizadora del almuerzo homenaje “90 años” de Monseñor Renaldo Ferrero, solicitando la declaración de Ciudadano Ilustre de quien fuera Párroco de nuestra ciudad por más de cuarenta años.

 

En un repaso por su historia podemos decir que Monseñor  nació el 19 de octubre de 1925, en la región de Piamonte, Italia. Hijo de un comisionista italiano que, llegada la crisis del año treinta, decidió emigrar hacia la Argentina en busca de nuevos rumbos.

 

La mayor parte de su niñez y adolescencia la vivió en la ciudad de Carcarañá. Sus estudios primarios los desarrolló desde primer hasta cuarto grado en el Colegio Niño Jesús de Praga, completando esa etapa en la Escuela Domingo F. Sarmiento, ambos de Carcarañá.

 

Posteriormente ingresó al Seminario de Santa Fe, pero recibiéndose como sacerdote en el seminario San Carlos de Borromeo de la localidad de Granadero Baigorria y luego obtuvo el doctorado en teología en la ciudad de Buenos Aires donde vivió un tiempo.

 

Mientras ejercía tu tarea pastoral en la localidad de Santa Teresa, fue designado el 17 de septiembre de 1972 como Párroco de la Parroquia San Pedro de nuestra ciudad. Fue designado por Monseñor Jorge Manuel López, Arzobispo de Rosario como Vicario Episcopal. El 22 de Noviembre de 1991, el Santo Padre Juan Pablo II, lo designa Monseñor. En 1994 el Arzobispo de Rosario Monseñor Eduardo Vicente Mirás, lo nombró Vicario General de la arquidiócesis rosarina, donde pertenece nuestra Parroquia San Pedro.

 

Durante la gestión del Monseñor Ferrero en nuestra ciudad, se habilitaron las capillas Virgen del Rosario, San José Obrero, Guadalupe y San Cayetano.

 

En tal sentido se han recibido adhesiones a la declaración señalada, como ser la fechada el 8 de octubre de 2015, emitida por el representante legal de las Escuelas Nros. 1.131 y 8.129 “José Razetto”, Dr. Diego L. Torresi, el cual expone “…(…) Al respecto quiero expresar la total y ferviente adhesión de esta comunidad educativa a esa iniciativa, que constituye –sin lugar a dudas- un merecido reconocimiento al trabajo pastoral de nuestro Párroco Emérito. Asimismo creo oportuno recordar que Mons. Renaldo L. Ferrero se ha desempeñado como Representante Legal de este Instituto durante los períodos 1973/1985 y 1995/2001 y ha sido Asesor Espiritual hasta su merecida jubilación…”.

 

Que además se ha recibido formal adhesión por parte de la Sra. Edhit Scerri de Avenali, en su carácter de Directora Jubilada de la Escuela Particular Incorporada Nº 1.131 y Coordinadora Pastoral del Instituto José Razetto, la cual en nota de fecha 13 de Octubre del corriente año expresa con respecto a Monseñor Renaldo Ferrero: “…(…) Toda la ciudad es consciente del rol que le tocó vivir, al inicio de su gestión, en una comunidad dividida y ausente de la vida de la iglesia. Lo hizo siempre con un gran espíritu de generosidad y conciliación, llevando lentamente, pero sin pausa, a la feligresía; al “redil”, para vivir la Unidad, que nos propone y exige el Evangelio. Ejemplo de humildad, perseverancia y santidad, al frente de su Parroquia; estando siempre como un Padre misericordioso a la par de sus fieles y de los jóvenes Sacerdotes que designaba el Arzobispado….”. Continua diciendo “…Desde mi humilde opinión, creo que se merece como pocos, ser Ciudadano Distinguido, no por lo que tiene, sino por lo que ha vivido y entregado con fidelidad y perseverancia a esta querida comunidad de Cañada de Gómez…”.

 

El proyecto fue aprobado por unanimidad y se hizo entrega de una copia en el almuerzo realizado el pasado domingo en las instalaciones del club ADEO. 

 

 

COMPARTIR:

Notas Relacionadas

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, s el primero en escribir uno!